Eslabón

Siempre me sentí solo en medio de toda una multitud, no es que no note su presencia, son ellos quienes ignoran la mía, pero le seria infiel a la verdad si digiera que he caminado en solitario durante todo este tiempo. Cuando mi cládo me envió a la ciudad de dite  para satisfacer su necesidad morbosa de ver a alguien sufrir de cerca, me encontré en mi camino a un pequeño grupo de solados, comimos, bebimos, festejamos bajo la consigna de la autenticidad de nuestra unión, la sangre que compartimos llegó a nosotros de la sensual boca de una botella, decidimos formar una nueva manada, donde todos pudiésemos cazar bajo la luz de una luna nueva… no paso mucho tiempo hasta que la manada se hiciera mas grande, pero con el tiempo, nuestra diversidad llego a traer la individualidad plural. Yo caí en medio de las llamas negras de un valle oscuro, gobernado por el sol de los malditos, pero aunque caminé por el valle de las sombras, no tuve por que temer, pues ellos bajaron hasta el mismo infierno para hacerme compañía, me prestaron sus ojos para llorar, pues los míos habían olvidado como hacerlo y cuando el mensajero de la ultima dama que llegamos a amar me entregó la carta de invitación para una cena a la luz de los sirios, mis hermanos me subieron a mi escudo, y me cargaron hasta encontrar la salida.

La guerra finalmente llegó a su fin y con el final todos marchamos de regreso a casa, hemos caminado durante mucho tiempo y si bien nuestros pasos se extendieron tanto como el universo entero, ellos no tiene que buscar de nuevo su hogar, ya que un nuevo hogar esta donde esta su corazón así lo dicte; sudamos y sangramos juntos mis amigos, somos los eslabones de una larga y vieja cadena, pero debemos entender que lejos de nosotros esta nuestra libertad, no deseo ser un grillete que los limite o entorpezca su andar, sé que es algo omnipotente la fuerza de una amistad, pero nadie es capaz de darme el amor de la única mujer digna de mi corazón, a veces me gustaría poder querer a cualquiera, pero mi corazón no es una bestia fácil de domar, obedece únicamente a un sentimiento guardado en una caja con candado y la dueña de la llave tiro la caja al mar.

Lo siento mucho muchachos, sé que nunca he sido un amigo de verdad.

Made by:

Edgar Fabian Gil Amado

The sight behind the dark.

Si te gusto o si lo odiaste deja un comentario….T_T

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s